De todos los apartados, cómo limpiar el salpicadero del coche puede ser el que más complicación nos suponga. Entendida como toda la parte frontal del interior del vehículo, es aquella con la que debemos tener más cuidado a la hora de pasar el trapo. A continuación, para los que no saben cómo hacerlo, os dejamos con algunos consejos:

Mezclando agua y jabón

La mezcla de agua y jabón para limpiar superficies no es ningún truco. Casi cualquier artículo que haya por casa o tengamos en la oficina se puede esclarecer con un poco del compuesto de los dos. Utilizando un cubo como recipiente, cogemos una esponja con la que poco a poco pasamos el contenido por sus partes,

En los espacios amplios del tablero, pasamos la esponja en círculos asegurándonos de quitar esas manchas pegajosas que a menudo se quedan por sus rincones. El vehículo, expuesto a todo tipo de agentes externos -especialmente si no contamos con garaje, cochera o similar- debe cuidarse día tras día, puesto que es la única forma de mantenerlo.

Aplicando amoniaco

El amoniaco es un buen producto para nuestro turismo al uso. Para los que se preguntan cómo limpiar el salpicadero del coche con algo más que agua y jabón tenemos aquí una solución bastante efectiva, económica. Con solo dos tazas de agua por cada litro de este contenido tendremos un compuesto con el que sacar brillo.

Utilizando un pequeño paño -mejor asegurarnos de que no suelte pelusas- y pasando por la superficie con la mezcla hecha, saldrán todas esas manchas que se quedan resecas y dan una imagen poco deseable de cómo es el conductor. Con paciencia y un poquito de esmero en menos de diez minutos tendrás esta parte del coche como nueva.

Utilizando glicerina

La glicerina es un producto incoloro, sin olor que nos ayuda con la limpieza íntegra de nuestro coche. Mezclando unos cuatrocientos mililitros de agua con treinta de este producto obtenemos un compuesto homogéneo que quita toda la suciedad de raíz consiguiendo resultados increíbles.

Vertiendo la mezcla en un atomizador o envase desde el que podamos rociar el contenido, la acción es rápida y no te ocupará mucho tiempo. Dejando un aroma de lo más agradable, el salpicadero del coche quedará como nuevo y así volverás a presumir de ese turismo que te lleva y te trae a todos sitios.

¿Existen productos de limpieza específicos para el coche?

Aunque las tres opciones que te hemos dado sacan toda muestra de suciedad que tengamos en el vehículo, en el mercado hay productos específicos que te dicen cómo limpiar el salpicadero del coche sin ningún adicional. Hechos para el material de fabricación de los autos, nos sacarán de más de un apuro.

En las tiendas dedicadas al motor, viendo la necesidad que tienen algunos conductores de poner el coche a punto, disponemos de una buena variedad de marcas y contenidos con los que sacar brillo a la tapicería. Esta placa frontal, famosa por retener toda la suciedad y dar una imagen nefasta del interior, es una de las partes que más debemos cuidar.

Afectado por el desgaste, debemos escoger un producto con el que devolverle las propiedades que tenía en el momento de fabricación. Cuidando de la superficie día tras día y mirando la manera en la que podemos mantenerlo mejor, seguro que poco a poco damos con la solución perfecta para este apartado.

¡Ya lo sabes! Si siempre te has preguntado cómo limpiar el salpicadero del coche, aquí tienes unas cuantas soluciones que te sacarán del aprieto. Tanto si optamos por el producto como si preferimos aplicar agua y jabón de forma tradicional, lo importante es que mantengamos su cuidado de raíz. ¿Sabrás cómo hacerlo?