¿Manchas complicadas? Sí, pero no imposibles, existiendo soluciones eficaces que permiten eliminar todo tipo de manchas de grasa, desde las de comida a las de grasa de automóviles o bicicletas.

En este artículo se recogen algunos de esos trucos y consejos para limpiar manchas de grasa de manera sencilla y sin gran esfuerzo, haciendo posible que la prenda manchada quede como nueva, sin que cercos ni restos de grasa incrustados en el tejido. 

Cómo limpiar manchas de grasa paso a paso

Una vez descubiertas las manchas de grasa, su extensión y de qué tipo de grasa son, es importante consultar en la etiqueta de la prenda qué tipo de tejido es, así como las instrucciones de lavado recomendadas por el fabricante; y es que este es un aspecto que habrá que tener presente a la hora de cómo proceder a su limpieza. También es aconsejable mirar las instrucciones de uso e indicaciones de los quitamanchas y quitagrasas que se empleen.

Tras este primer paso, es el momento de extender sobre la mancha el producto que se haya elegido y dejar que actúe. Es importante no echar agua sobre la mancha, ni tampoco lavar la prenda sin tratar primero la mancha y eliminarla. Si se lava la ropa con las manchas de grasa, lo más seguro es que se infiltre en el tejido y luego sea casi imposible eliminarla.

¿Qué productos pueden emplearse para limpiar manchas de grasa?

Las manchas de grasa pueden ser complicadas, pero los métodos y productos para eliminarlas son numerosos y realmente eficaces. Con un poco de paciencia y utilizando todos los recursos de los que se dispone de manera correcta, el éxito está garantizado.  Entre los productos más eficaces para limpiar manchas de grasa:

Quitamanchas

Entre los quitamanchas más recomendados se encuentra KH-7 Sin Manchas. Este es un quitamanchas prelavado que sirve para tratar todo tipo de manchas, siendo realmente eficaz con la grasa y el aceite. Un producto que presenta un cómodo pulverizador que permite aplicarlo directamente sobre la mancha. Al no tener lejía no daña los tejidos y puede emplearse sobre ropa blanca o de color. Además, también puede utilizarse como aditivo del detergente habitual. 

Tras verificar la etiqueta de la prenda, se pulveriza KH-7 Sin Manchas sobre la mancha, se deja actuar unos 5 minutos y, sin que se seque la prenda, se procede a lavarla.

Jabón de lavavajillas

Al contar con tensoactivos en su composición, el lavavajillas también actúa contra la grasa. Es un remedio rápido y se puede aplicar al momento sobre la mancha, frotar suavemente la mancha y lavar la prenda como se suela hacer habitualmente. Si se está fuera de casa se puede recurrir a un poco de jabón líquido y repetir el tratamiento al retornar.

Polvos de talco

Este es uno de los remedios más populares y muy recurrido cuando se está comiendo fuera de casa. Los especialistas lo recomiendan para tratar manchas de grasa y aceite en prendas delicadas. Para ello es importante retirar el exceso de grasa con papel de cocina absorbente. Una vez eliminada la grasa, se procede a extender una capa de polvos de talco sobre ella. Se deja actuar durante unos pocos minutos, se retira suavemente y se procede a lavar la prenda.

Alcohol

El alcohol también es un recurso que puede servir para eliminar las manchas de grasa. Para ello solo hay que rociar la mancha con unas gotas de alcohol, dejar actuar unos minutos y poner la prenda a remojo en un recipiente con agua y jabón. Tras unos minutos en remojo, se revisa la mancha y, una vez tratada, se lava en la lavadora como se efectúa habitualmente.