Limpieza de zonas de exterior

Limpieza de zonas de exterior

Sin duda la llegada del buen tiempo supone un aliciente para abrir las puertas de terrazas, balcones, patios y jardines, para dejarnos llevar por el ambiente primaveral y casi veraniego que llega ya a nuestras ciudades y lugares de residencia habitual. Después de tantos meses de autocontrol y de vivencia interior, el poder disfrutar de esos espacios abiertos dentro de nuestras casas, es sin duda un buen momento para centrar nuestra atención en ellos, organizarlos, limpiarlos y decorarlos. Vamos a ello!

Zonas o áreas

Dependiendo de cual sea el espacio que tenemos en casa, los cuidados y atenciones que le demos serán unos u otros. Lo primero que debemos hacer siempre es retirar aquellas cosas, ya sean muebles u otro tipo de enseres, que estén viejos, rotos o que no tengan un lugar adecuado al uso que le vayamos a dar a nuestra terraza, balcón o espacio abierto. Una vez hemos despejado bien la zona, entonces es el momento de limpiarla a fondo para poder disfrutar de ella.

Si queremos que la limpieza sea efectiva, no debemos menospreciar ningún rincón para que realmente consigamos tener un espacio en el que poder disfrutar. Por eso es importante hacer una división de las zonas a tratar, teniendo en cuenta si hay toldos, rejas, persianas y muebles. Empezaremos siempre de arriba hacia abajo, dejando el suelo para el final, ya que la suciedad que se vaya desprendiendo de las zonas más altas puede ir cayendo y volviendo a ensuciar lo que ya habíamos limpiado.

Limpieza de zonas de exterior

“Empezaremos siempre de arriba hacia abajo, dejando el suelo para el final”

Toldos

Si tenemos fácil acceso a los toldos podemos limpiarlos nosotros mismos ayudándonos de algún cepillo con mango largo u otro instrumento similar. El tejido más común utilizado para toldos y sombrillas es la lona, por lo que una combinación de agua con jabón neutro o con algún producto específico para tejidos (dentro de la gama de KH7 podemos encontrar), iremos limpiando las zonas más sucias, incluyendo los soportes, los brazos y el perfil con un trapo de microfibra grande. Después repasaremos con otro trapo humedecido sólo en agua. Si disponemos de manguera o algún aparato de agua a presión lo utilizaremos para retirar bien toda la suciedad. Dejando los toldos extendidos para que se sequen bien. Esto mismo podemos aplicarlo a tumbonas de lona, sombrillas etc.

Ventanas y persinanas

La siguiente zona a la que debemos prestarle atención serán ventanas, persianas y rejas. Si bien los cristales es habitual mantenerlos limpios, las persianas es algo que se hace con menos frecuencia, por eso este es un buen momento para hacerlo. En este caso podemos utilizar un producto más fuerte y desengrasante, con el que pulverizaremos directamente, ya que tanto persianas como rejas son de materiales más resitentes, y donde la suciedad es más dificil de desincrustar. Para las zonas más pequeñas y estrellas, asi como para las guias de las ventanas, podemos pasar primero un aspirador o plumero que elimine la suciedad inicial, despues recurriremos al uso del producto, y ayudándonos con un cepillo pequeño llegaremos a las zonas menos accesibles. Por último un repaso con trapo humedo.

Limpieza de zonas de exterior

"En este caso podemos utilizar un producto más fuerte y desengrasante, con el que pulverizaremos directamente, ya que tanto persianas como rejas son de materiales más resitentes, y donde la suciedad es más dificil de desincrustar"

Paredes

No debemos tampoco olvidarnos de las paredes que pueda haber. Si el revestimiento exterior es un monocapa al uso, con agua a presión podemos darle una pasada y eliminar gran parte del polvo y la suciedad que se hayan acumulado durante el invierno. Si es un caravista, entonces requiere de una mayor atención, y utilizaremos cepillos de cerdas gruesas para quitar la suciedad que haya podido quedar después de un primer repaso con agua.

Mobiliario

A continuación nos centraremos en el mobiliario. Esta es la parte más delicada, puesto que dependiendo del tipo de material, si hay cojines o colchonetas, etc, la limpieza será más laboriosa. Si los muebles han estado resguardados de alguna manera, entonces simplemente les pasaremos un paño humedecido con agua para quitarles la patina de polvo que hayan podido coger aun estando cubiertos, y los dejaremos secar antes de poner cojines y almohadones. Las fundas de estos deben lavarse en un programa frío (30º), o bien utilizar de nuevo un producto para tejidos y con una cepillo frotar para sacar la suciedad, después humedecer para retirar los restos y secar al sol.

Si tenemos mobiliario de fibras naturales, aunque este es menos común ya que las fibras sintéticas están muy logradas y son más duraderas, o de maderas para exterior, ya sabemos que requieren de cuidados mas frecuentes e intensos. Primero limpiaremos con una mezcla de agua y jabon neutro, bien escurrido, repasaremos de nuevo con otro trapo limpio y seco para absorver bien el agua que haya podido quedar. Y recurriremos al uso de aceites o productos especificos para su mantenimiento.

También es el momento de limpiar aquellos otros elementos decorativos mobiles o fijos que tengamos en la terraza, como jarrones, lámparas etc.

limpieza-zonas-exterior limpieza-zonas-exterior

“El mobiliario es la parte más delicada, puesto que dependiendo del tipo de material, si hay cojines o colchonetas, etc, la limpieza será más laboriosa.”

Por último vamos a limpiar el suelo de la zona exterior que tengamos en casa. Para que el resultado sea optimo, cuanto más despejado de muebles, y plantas esté, mejor.

Iniciaremos el proceso con una limpieza en seco, con cualquier utensilio de limpieza que tengamos, escoba mopa etc. Después pasaremos a utilizar el agua. Si el suelo es terrazo común podemos recurrir una vez más a un producto de limpieza de la gama de KH7, que podemos echar en el cubo de fregar. Si lo que tenemos es otro tipo de suelo como madera, cesped artificial u utros materiales, entonces debemos seguir la instrucciones del fabricante antes de iniciar una limpieza con agua y producto. En cualquier caso dejaremos secar antes de colocar de nuevo el mobiliario para que no quede ninguna parte humeda.

Ahora ya está todo preparado para que dusfrutes de tu terraza!

Limpieza de zonas de exterior